martes, 2 de noviembre de 2010

Pendeja Caprichosa



A veces me pongo melancólica y me deprimo.

Me dí cuenta de que hace meses que ya no peleo con vos, pero todavía discuto conmigo. 
Y me la paso leyendo, pero todavía no aprendí a hablar con palabras.
Estoy inundada de notas, pero la traversa se me está quedando corta.
Me encanta hacer percusión con mi cuerpo, pero con el ruido de la ciudad ni yo logro escucharme.
Amo cantar, pero aún le temo al público.
Tengo muchas ganas de crear, pero no sé por cuál de todas las ideas empezar y se me termina pudriendo el engrudo.
Quiero trabajar, pero aún no consigo trabajo.
Se supone que no dormir de noche me hacía mal e iba a intentar cambiar mi hábito, pero ahora que me robaron la noche, me siento sometida por el día y extraño la soledad y el silencio de las madrugadas.
Cuando estoy rodeada por mucha gente, o por poca, pero muy ruidosa, ansío poder estar sola, pero cuando estoy sola escucho música a todo volumen y me termino sintiendo... sola.
Siempre deseo hacer cosas por mí misma, pero cuando me preocupo por mí me siento vacía.
Aprecio que la gente cuente conmigo para hablar, pero cuando yo hablo veo que mis problemas son ridículos.
Quisiera conocer el mar,... pero de lejos.
Ansío cumplir mis sueños, pero que se cumplan solos mientras yo los contemplo desde un sillón.
Lucho por seguir adelante, pero me rehuso a decir "Adios".

Y el colmo de mis incoherencias es rezarle a Dios, pedirle algo y luego reclamarle: -¿Para qué querés que te pida si al final terminás haciendo tu voluntad?
Si yo fuera Dios, no me soportaría por pendeja caprichosa.

Gini

6 comentarios:

Sofía dijo...

Me gusto tu blog, asique te sigo si no te molesta!
besos!

El coraje de ser yo misma dijo...

A mi siempre me pasa lo que vos contas aca... es dificil pero bueno el tiempo no para ni espera x nadie asique si o si hacy que seguir adelante de alguna manera... solo hay que tener paciencia para difrutare en los buenos momentos y bancarse en los malos.... saludos!

Gini dijo...

Gracias por los comentarios y por los aportes... en serio.
Un abrazo.

Olivia y Manuel dijo...

Tenes más talento de lo
que crees.
Te quiero un montón- de igual manera te extraño.

Naty! dijo...

Me encanta! La incoherencia y la histeria es un arma de doble filo, muchas veces ayuda y otras se nos pone en contra. Pero a la vez esta bueno, es cuestion de dejarlo ser, de seguir y no pensar todo tanto.. Puede ser que te conozca de Jhau? Besos. Te sigo!

Gini dijo...

Hola Naty! Gracias por pasarte.
Si me conocés, seguro que es de Jhau.
Que andes re bien.